Inicio Deportes Futbolistas colonienses varados en Centroamérica piden ayuda a Talvi

Futbolistas colonienses varados en Centroamérica piden ayuda a Talvi

1209
0

Situación complicada la que viven varios futbolistas  uruguayos en diferentes países de Centroamérica debido al parate deportivo producido por el Covid-19. Entre ellos los  rosarinos Joaquín Verges y Waldemar Acosta (El Salvador)  y el lacacino  hoy entrenador Julio “Palomo” Rodríguez (Honduras)

Las ligas en estos países y Guatemala, entre otros, fueron suspendidas a mitad y finales de marzo para evitar la propagación de la pandemia.

Los colonienses quedaron varados en los países donde trabajan, pero hoy -a más de dos meses del parate por el Covid-19- piden ayuda para regresar a sus hogares ya que el dinero escasea.

Junto a ellos, también se encuentran en la misma situación: Rafael García, Maximiliano Freitas y José Palo Varela, que jugaron para Alianza (El Salvador), Marcelo Tejeda, de 11 Deportivo, y el entrenador Rubén Da Silva, ex Dt de  Sonsonate, y Jonathan Ramírez.

El grupo de deportistas han hecho gestiones ante la Embajada de Uruguay en El Salvador, para tener su vuelo humanitario que les permita volver a sus países en medio de la cuarentena por coronavirus.

En el caso de Verges. Se encuentra sin contrato ya que decidió salir de Águila. El pichonero está acompañado por su madre quien viajó antes de que la pandemia llegara a El Salvador y ambos quedaron varados en el país centroamericano.

Acosta en tanto, tiene contrato por un año más con Águila, pero la nueva directiva del club lo quiere negociar a otro equipo. Al momento no está percibiendo su salario y tiene la incertidumbre de lo que pueda pasar con el fútbol en ese país.

El popular «negro» se encuentra junto a su familia, y ante la incertidumbre también está dispuesto a regresar a su Rosario natal, al menos hasta que se aclare el panorama.

En el caso del lacacino, está en Honduras, donde llegó en los últimos meses para dirigir Honduras Progreso. Palomo está solo, su familia está en Juan Lacaze.

Otro rosarino está varado y «desesperado» por volver a ver la Plaza Benito Herosa. Se trata de Diego Benítez. El volante desde principio de año está en el Club Manta de Ecuador. Lo peor para el «Mago» es que está varado sin poder salir de Ecuador cuando en medio de la pamdemia nació su primer hijo en Rosario a quien personalmente no conoce. Quiere volver cuanto antes.