Plaza bien abastecida de semillas forrajeras

0

El presidente del Instituto Nacional de Semillas (Inase), Pedro Queheille, aseguró que los relevamientos de mercado efectuados por el organismo rector de la política de semillas en Uruguay, están mostrando “un stock suficiente de semillas forrajeras para las áreas que normalmente se plantan todos los años”.

En breve comenzarán las siembras de las especies forrajeras que aportarán comida para el ganado en los próximos meses y como todo los años, el Inase realiza un relevamiento de las existencias de semillas forrajeras de invierno, por más que algo de semillas también se importan. Dactylis (gramínea pernne invernal), Bromus (incluye más de 100 especies invernales o perennes), raigras, festuca y avena entre otras, son parte del relevamiento de Inase.

La época de siembra más apropiada es el otoño —los meses de abril y mayo—, ya que en esta estación del año se dan condiciones de humedad y temperatura adecuadas para una rápida germinación y desarrollo de las plántulas y fundamentalmente, la instalación temprana de un buen sistema radicular, según establece el Instituto Plan Agropecuario (IPA).

Queheille reconoció que el año pasado “hubo un poco de pánico”, se pensaba que la semilla no daba y “nosotros, basándonos en un estudio de mercado, decíamos que los volúmenes disponibles eran suficientes. Al final ocurrió eso, no hubo déficit”.

El control de la semilla “en negro”, aquella que no tiene certificaciones del Inase es fundamental en cada zafra y cada vez se afinan más los controles. “Hicimos una primer campaña de control de semilla para la siembra de soja y ahora estamos trabajando a pleno en un operativo para lo que es semilla ilegal. Se descubren muchos lotes de semillas que están en forma ilegal y este trabajo se continúa en toda la zafra.

Compartir.

Comentarios están cerrados.